Las más comunes son:
Parejas jóvenes con hijos que cuentan con un hogar establecido, por necesidad de sus padres o a otros parientes a vivir con ellos.
Parejas con hijos que, al no lograr o no desear independizarse, viven con la familia de origen ya sea paterna o materna.
Mamás o papás solos que viven con sus hijos en casa de su familia de origen.
La mayoría de los jefes de familia de esta configuración son hombres (95.3%) En este tipo de familia existen varias líneas de autoridad que, en ocasiones, resultan confusas. No siempre es claro quién manda en la casa. Los jefes de familia tienen, en promedio, 50 años generalmente, los abuelos no son jefes de familia.
Las dinámicas familiares varían según quién sea el dueño de la casa y cuál sea el tipo de parentesco que une a cada familia.
En seis de cada diez familias están presentes abuelos. En una de cada tres familias hay una nuera o yerno. En este tipo de familia, los abuelos colaboran en las labores de educación y en las tareas domésticas.
Marisela Rodriguez
Marissa Hernández, Solution Program Manager.
La fotografía es de nuestra colección , fue tomada por Kika Sánchez